Otros Deportes

Las preguntas que rodean a Sportflix, el Netflix de los deportes

La puesta en vigencia de Sportflix, el Netflix de los deportes, ya tiene fecha. Desde el 30 de agosto, usuarios de todo el mundo podrán acceder “al 95 por ciento de los deportes”, como promete la publicidad del emprendimiento que nació en México y que promete revolucionar el mercado de las transmisiones deportivas.

En el papel, la oferta resulta sumamente atractiva: el valor del servicio fluctúa entre los 19.99 dólares que cuesta el plan familiar (HD, 2 pantallas) hasta los 29.99 dólares en que fijó el Platinum, que brinda imagen en Alta Definición hasta para ocho pantallas simultáneamente.

El negocio genera dudas. De partida, ESPN y Fox Sports han emitido declaraciones en las que han establecido que no tienen relación con la nueva plataforma. “ESPN no se ha asociado de ninguna manera con Sportflix. ESPN trabaja con los propietarios y vendedores de derechos de los contenidos que transmite y tomará todas las medidas necesarias para proteger nuestros productos de la piratería y el uso ilegal”, comunicó la primera compañía. La segunda no se quedó atrás. “Es importante señalar que la mayoría de las propiedades transmitidas por FOX Sports en América Latina son exclusivas y así permanecerán en beneficio de los 61 millones de suscriptores”, sostuvo la otra firma. Y enfatizó en que trabajan con sus propietarios para la protección de los derechos de transmisión de los eventos deportivos sobre los cuales tienen derechos. “Fox Sports Latin América trabaja conjuntamente con los propietarios de estos contenidos para tomar todas las acciones necesarias en pos de proteger nuestros productos de la piratería y el uso ilegal de estos derechos”, sostiene.

La propuesta programática considera la mayoría de los eventos que hoy están en manos de los canales de cable. ¿Cómo podrán emitirlos? “Sportflix es el resultado de tres años de investigación. Primero reuní a inversionistas para el proyecto y la primera etapa fue la de elegir a la mejor gente para el desarrollo tecnológico. Eso es clave porque si la transmisión se traba, si la gente lo ve mal, no sirve de nada tener los mejores deportes. Luego vino la etapa de conseguir los derechos. Sportflix tendrá en su mayoría derechos de retransmisión, que son más baratos que los de transmisión. Eso significa que la plataforma alojará a los canales deportivos que tengan los eventos. Para eso fue fundamental tener de entrada a las dos principales televisoras de México. Luego fue más sencillo conseguir los otros acuerdos. Algunos se sumaron, otros no. Y aquellos que dijeron que no fuimos directamente por los derechos de streaming”, explicó Matías Said, vocero de Sportflix, a La Nación, de Argentina.

Said establece al mismo medio que no habrá restricciones para disfrutar de la programación, salvo las que se establezcan en países que limiten el uso de internet. La proyección del negocio apunta a que en la fecha en que se dispute el Mundial de Rusia Sportflix contará con unos 1,5 millones de usuarios, una cifra que se supera con largueza si se considera que ya hay 600 mil preinscritos. El sistema sobre el que está montado, según declara el ejecutivo, permite que unos 10 millones de usuarios puedan estar conectados simultáneamente sin contratiempos.

Leave a Reply